Jake Gyllenhaal: El cerebro detrás de las escenas de lucha más intensas de ‘El Duro’

Share

Recientemente se reveló que Jake Gyllenhaal estuvo involucrado de forma directa en la coreografía de algunas de las escenas de pelea más viscerales de su nueva película de acción, El Duro (título original: Road House). El actor de 43 años, conocido por su dedicación a los papeles que interpreta, asumió el reto de diseñar secuencias que hicieran vibrar al público.

El compromiso de Gyllenhaal con la autenticidad le llevó a colaborar estrechamente con luchadores profesionales, entre ellos el famoso campeón de la UFC Conor McGregor, que protagoniza junto a él la película. ¿Cuál fue el resultado? Una serie de escenas demoledoras que difuminan la línea entre el combate escenificado y las peleas de la vida real.

La producción de la película estuvo marcada por intensas sesiones de entrenamiento y ensayos, en las que Gyllenhaal y McGregor pusieron a prueba los límites de cualquier coreografía de combate. Incluso, en un incidente notable, McGregor propinó accidentalmente un puñetazo a Gyllenhaal durante una toma, prueba del realismo que pretendían alcanzar. “Por error, me golpeó en la cara”, dijo el actor sobre McGregor.

¿Cómo se lograron las escenas de combate de Road House?

Jake Gyllenhaal en Lukas Gage en Road House. De profesión: duro (2024)

Una de las mejores escenas de lucha se produce en el ecuador de la película, cuando Gyllenhaal (Dalton) y McGregor (Knox) se enfrentan en el bar Road House, dejando un rastro de caos y destrucción a su paso. ¿Cómo lograron este impactante resultado? Garrett Warren, director de acción y coordinador de especialistas, compartió los detalles de la secuencia en una entrevista con la revista GQ. “Esta fue una de las más intensas… Básicamente teníamos que tener una idea muy clara del resultado final que buscábamos para la pelea”, dice Warren.

“Solo sé que teníamos que guiarlo en el mismo lugar: esta persona tiene que ganar aquí, esta persona tiene que perder aquí; cambiamos el impulso aquí”. Como un combate de lucha libre muy ensayado, básicamente. “Lo que se hace es un tango”, explica.

Según Warren, para las escenas de violencia en el bar, se contó con unos 25 dobles de acción, quienes recibieron instrucciones de “simplemente intentaran correr, moverse, tener miedo o tirar cosas. Además, se utilizaron objetos diseñados específicamente para los especialistas. “Si les golpeaban la cabeza con una botella, era de goma o de plástico; cosas que no lastimarían a alguien si recibiera un golpe en la cabeza”, afirmó Warren.

¿Jake Gyllenhaal realizó sus escenas de pelea en El Duro?

Gyllenhaal no solo realizó sus escenas de lucha en El Duro, sino que, según Warren, incluso contribuyó con la concepción de algunas de ellas. Una de las ideas más destacadas del actor surgió durante la intensa confrontación final entre Dalton y Knox, en la cual (spoiler) el primero empala al segundo con estacas de madera. Esta impactante idea fue producto del ingenio de Gyllenhaal. “Eso fue idea de Jake. Jake la ideó”, comentó Warren. Otro de sus aportes notables fue en una de las secuencias iniciales, cuando su personaje, Dalton, derrota a un grupo de motociclistas dándoles bofetadas.

Durante la premier de la película en el festival SXSW, McGregor fue más arriesgado y dijo que las peleas no habían sido falsas: “No lo creo. Como hombre que lucha para ganarse la vida, fue muy, muy real. Muy real. Hubo golpes de verdad. Le di un puñetazo, él me devolvió uno, y luego los dobles que intervenían a veces también recibieron algunos golpes fuertes”.

La película Road House, un remake del clásico de 1989 protagonizado por Patrick Swayze, sigue la historia de Dalton, un antiguo luchador de la UFC convertido en portero de discoteca en los Cayos de Florida. Disponible ahora para streaming en Amazon Prime Video.